Actualización concertada del Plan de Manejo de la albufera de Medio Mundo

Por: Walter Huamán Rodríguez

Responsable de proyecto ADMICCO en Huaura, Perú
ADMICCO incorporó como una actividad central la actualización del Plan Maestro del Área de Conservación Regional Albufera de Medio Mundo (ACRAMM), importante ecosistema costero ubicado en el distrito de Végueta, provincia de Huaura, departamento de Lima, a la altura del kilómetro 177 de la carretera Panamericana Norte, sobre una extensión de 687.71 Ha.

Su riqueza radica tanto en su flora como en su fauna. La flora vascular del ACRAMM registra 26 especies, siendo el “junco” y la “totora balsa” los de mayor importancia para las comunidades asentadas alrededor de la albúfera, dedicadas principalmente a la artesanía local. Asimismo, existen 48 especies de algas que integran el fitoplancton de las aguas de la Albufera, de las cuales las algas azules (Cyano phyta) representan el 40%, las algas verdes (Chlorophyta) el 10%, mientras que las diatomeas (Basillariophyta) representan el 44% y los dinoflagelados el 6%.

La avifauna del ACRAMM presenta 63 especies registradas oficialmente: 22 especies migratorias (3 alto andinas) y 41 residentes. Cabe mencionar por su grado de protección e importancia turística al pelícano peruano (Pelecanus thagus), el flamenco común o parihuana (Phoenicopte-rus chilensis), el rayador (Rynchops níger), el churrete marisquero (Cinclodes taczanowskii) y el ostrero negro o brujillo (Haematopus ater).

A pesar de los escasos estudios de fauna dentro de la albufera, la información disponible destaca la presencia de 17 especies de dípteros acuáticos, 5 especies de peces (carachita, charcoca, monengue, lisa y mojarra), una especie de reptil (lagartija) y un mamífero (rata).

De acuerdo al Sistema de Holdridge, la albujera se ubica en la zona de vida Desierto Desecado Subtropical (dd-S), que se extiende desde el litoral aproximadamente hasta los 500 msnm, con una precipitación promedio anual de 2,2mm, una temperatura máxima de 22,2ºC y una mínima de 17,9ºC. La vegetación es muy escasa y se compone principalmente de gramíneas y ciperáceas, así como de especies halófilas distribuidas en pequeñas áreas de suelos salinos. Se incluye en la categoría climática del desierto litoral. Los humedales por ello representan un oasis a lo largo de la costa desértica, permitiendo la conectividad y sostenibilidad de los elementos y procesos ecológicos y biológicos a lo largo de la franja costera y formando parte de otros procesos marinocontinentales.

En el 2010, en el marco del Día Mundial de los Humedales, la Convención Ramsar acuñó la idea fuerza “Cuidar los humedales, una respuesta al cambio climático”. Al respecto, el ambientalista argentino Jorge Capatto señala: “Los humedales son valorados como fuentes de agua, recarga de acuíferos, criaderos naturales de peces y reservorios únicos de diversidad biológica y cultural, entre otras irremplazables funciones; ahora necesitan ser reconocidos como aliados indispensables en la mitigación de los impactos negativos del cambio climático sobre los ecosistemas naturales,las cuencas hídricas y los asentamientos humanos en todo el planeta”.

Comité de Gestión del Área de Conservación Regional Albufera de Medio Mundo. Fuente: archivo CooperAcción 2013.

Actualización del Plan de Manejo de la Albúfera de Medio Mundo

Según el DS Nº 0062007-AG, el área de conservación en mención está bajo responsabilidad del Gobierno Regional Lima, dependiendo de la Gerencia Regional de Recursos Naturales y gestión del Medio Ambiente, que en un esfuerzo conjunto con CooperAcción, ADMICCO asumió hace unos meses el reto de iniciar el proceso de actualización del Plan de Manejo, con amplia convocatoria para socializar la propuesta y generar compromisos con los actores involucrados con este ecosistema costero. El principal aporte de ADMICCO-CooperAcción fue el diseño de una propuesta de ruta metodológica, que validada, aprobada y enriquecida por el equipo técnico, dio inicio al proceso.

La fase preparatoria incidió principalmente en dos espacios:

– A nivel técnico, articulando la participación de instituciones especializadas como: el Instituto del Mar del Perú (IMARPE), Capitanía del Puerto de Huacho, Universidad José Faustino Sanchez Carrión, Direcciones Regionales de Agricultura, Producción, Turismo, Producción, Salud, Municipalidades de Huaura–Huacho, Végueta y Medio Mundo; y ONGs Tierra y Mar, Cuerpo de Paz y TERRANUOVA. Asimismo, se incorporó un operador turístico con instalaciones en la zona. Este grupo de actores técnicos conformó el Equipo Técnico del proceso, conocido por sus siglas como ETAPACRAMM.

– A nivel social, logró la participación de actores sociales (Municipalidades de Végueta y Medio Mundo, organizaciones sociales y educativas), con presencia activa en el Área de Conservación, conformando el Comité de Gestión del Área de Conservación Regional del ACRAMM.

Ambos Equipos cuentan con documentos oficiales de reconocimiento expedidos por la Gerencia Regional de Recursos Naturales y Gestión del Medio Ambiente.

Actualmente, nos encontramos en la fase de formulación y en pleno desarrollo del análisis de la información secundaria referida al ACRAMM, la misma que hemos socializado en el Equipo Técnico.

Asimismo, en talleres participativos se ha evaluado acuciosamente los diferentes componentes del Plan vigente, evidenciándose la capacidad de análisis científico, académica y profesional de los integrantes del Equipo Técnico. Este es sin duda un esfuerzo sinérgico importante que el proyecto ha logrado estimular en la zona de intervención.

Un aspecto relevante de esta fase fue el trabajo de campo para ubicar los hitos del ACRAMM, señalados oficialmente mediante una última norma dada por la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM). Esta actividad estuvo a cargo del equipo técnico. Así pues, con el uso de GPS se hizo la verificación de los límites del área con el propósito de contrastar la información contenida en el Plan vigente. En esa misma línea, el Comité de Gestión ha desarrollado talleres que han permitido recoger las expectativas y demandas locales frente a las perspectivas de desarrollo y la convivencia responsable con el ACRAMM. Pescadores artesanales, extractores de juncos, artesanas, docentes, dirigentes de organizaciones vecinales y autoridades locales, han ido reconociendo las potencialidades y oportunidades, y construido concertadamente la Visión de Futuro del ACRAMM.

Aportando a la institucionalidad local para la conservación 

Desde CooperAcción-ADMICCO consideramos que el proceso de actualización del Plan Maestro del ACRAMM, más allá de su legítimo carácter técnico, se ha enriquecido con la valiosa y decidida voluntad de todos los actores (sociales, técnicos y  políticos), aportando en la construcción de institucionalidad ambiental (aunque débil aun en nuestro país) con enfoque de conservación de humedales, acaso un tema pendiente hasta hoy en las gestiones locales.

Es la apuesta de todos y todas, de culminar la actualización del Plan, pero garantizando la implementación y sostenibilidad de las acciones allí contenidas, razón por lo que seguiremos apostando por no perder de vista, la consolidación del proceso, fortaleciendo capacidades, y ampliando el tejido social en torno al ACRAMM.